Suscríbete a la newsletter y no te pierdas las últimos consejos

No mostrar este mensaje de nuevo
Cuidados

¿Qué tipo de cabello tengo?

  • 2018.10.03
  • 0
  • Compartir
¿Qué tipo de cabello tienes? Conoce tu cabello y trátalo cómo se merece.

Conoce qué tipo de cabello tienes

El pelo o cabello es un elemento del organismo característico de los mamíferos. Entre sus funciones está la de proteger frente a factores externos, y es además un atributo de salud y de belleza. El cabello se origina en el folículo piloso, y en su desarrollo intervienen muchos componentes que conforman al final el tipo de cabello.  Además irá variando con la edad y el estilo de vida. Junto a la raíz del cabello están las glándulas sebáceas, que producen grasa o sebo. Esta grasa sirve para proteger tanto el cuero cabelludo como el cabello de agentes externos.

El cabello -como otros elementos del organismo-, viene determinado genéticamente por diferentes factores y tiene un alto componente hereditario, de forma que las características se heredan de padres a hijos, como el color del cabello, el grosor etc.

Podemos clasificar el tipo de cabello en función de diferentes parámetros:

  • Cantidad de grasa en el cuero cabelludo (graso, seco, normal)
  • Cantidad de agua que contiene el cabello
  • Grosor del cabello
  • Color del cabello
  • Forma del cabello (liso, rizado, etc.)

Dejamos para otro post el resto de estas clasificaciones para centrarnos en esta ocasión sólo a la producción de grasa por las glándulas sebáceas.

Tipos de cabello

En esta clasificación, encontramos cabello graso, cabello seco y cabello normal. A continuación os explicamos las características de cada uno de ellos para que podáis determinar qué tipo de cabello tenéis.

¿Tienes el cabello graso?

Cabello graso: es el que contiene en su cubierta una mayor cantidad de grasa. Las glándulas sebáceas, encargadas de la producción de grasa que forma parte de la protección natural del cabello y también de la piel, producen mayor cantidad de grasa. Son cabellos que al final de una jornada están apelmazados por la grasa. Brillan por la grasa pudiendo la persona tener el aspecto de no ir bien aseada.

Las glándulas sebáceas con la edad pueden ir produciendo menor cantidad de grasa, por lo que es más frecuente encontrar cabello graso entre la población joven, y cabello seco en las personas de mayor edad.

También el sexo influye en la producción de las glándulas sebáceas. En el sexo masculino la producción sebácea es superior a la del sexo femenino. Es por ello que el cabello graso se da más frecuentemente en el sexo masculino.

Cabello seco, ¿tu peor enemigo?

Cabello seco: es el cabello con poca grasa. Al contrario que en el cabello graso, la producción de grasa por parte de las glándulas sebáceas suele estar disminuida.

Las personas con cabello seco suelen tener también el cuero cabelludo seco. Esta sequedad en esta zona de la piel puede dar picor y descamación. El cuero cabelludo seco puede dar incomodidad.

La poca cantidad de grasa impide que el agua del cabello se mantenga en el cabello, y es por ello que el cabello seco además está deshidratado.

Cabello normal, cabello equilibrado

Cabello normal: es el cabello que contiene una cantidad de grasa equilibrada: no presenta un exceso ni un déficit de grasa. Su aspecto es de cabello brillante, y con buena apariencia o apariencia saludable.

Tengas el cabello que tengas, el cuidado e higiene del cabello es muy importante para mantener su equilibrio. Los productos que utilicemos para el cuidado e higiene del cabello deben estar cuidadosamente formulados para adaptarse al tipo de cabello que tengamos.

  • Compartir

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más